“El ELN son unos burros de marca mayor en política: Navarro Wolff”

“Son unos bárbaros que creen que a punta de bombas van a conseguir un cese al fuego, ¿a quién se le ocurre semejante brutalidad?”, criticó el precandidato a la Alcaldía de Bogotá.

Ante la polémica por la decisión del presidente Iván Duque de ordenar levantar la suspensión de órdenes de captura de los miembros de la delegación del ELN ante el rompimiento de los diálogos de paz en La Habana, Cuba, el exsenador Antonio Navarro Wolff opinó que, pese al acto terrorista de esa guerrilla, se deben cumplir los protocolos previstos para su salida de la isla.

“Estos protocolos fueron firmados por el Gobierno Santos a nombre del Estado”, dijo el aspirante a la Alcaldía de Bogotá, quien recordó la última vez que se rompió un proceso de paz con una guerrilla.

“Pastrana terminó las negociaciones de paz (con las Farc) con el secuestro de un avión en que iba el senador Jorge Eduardo Géchem”, quien luego permaneció en cautiverio durante seis años.

A raíz de eso, añadió Navarro, “Andrés Pastrana decidió terminar el proceso de paz, pero cumplió el protocolo. No era un protocolo internacional, era un acuerdo con las Farc, les dio un plazo para que se fueran del Caguán”.

Por eso, insiste, cree que, en esta ocasión, “que ya no es solamente un acuerdo bilateral entre el Gobierno y un grupo armado, sino que están los países garantes, tienen que cumplir el protocolo que es de tipo internacional”.Por otro lado, Navarro Wolff criticó el actuar de la guerrilla y los calificó de “burros de marca mayor en política”.

“Son unos bárbaros que creen que a punta de bombas van a conseguir un cese al fuego. ¿A quién se le ocurre semejante brutalidad? ¿Que así van a avanzar en un proceso de paz que los va a desarmar y desmovilizar para convertirse en partido político para que voten por ellos?”

Por eso, cree que para que el Gobierno se vuelva a sentar a negociar con esa guerrilla “necesitaría un cambio de actitud el ELN. Que entienda que cuando uno firma un acuerdo de paz es que se va a desarmar y se va a dedicar a conseguir apoyo ciudadano. Entonces, entre más apoyo ciudadano consiga desde el principio, mejor le va a ir”.

En ese sentido, puso el ejemplo de la desmovilización del M19, una “experiencia que ha funcionado. ¿Cuántos votos sacó las Farc en las pasada elecciones? 50.000 votos. Nosotros sacamos un millón de votos el primer año, esa es la diferencia de concepción política”.

“El ELN no saca 10.000, ¿entonces cómo van a hacer un proceso de paz para desarmarse poniendo bombas? Si el ELN llega a entender su equivocación política y es capaz de corregir el rumbo, de hacer un cese al fuego unilateral y cumplir la palabra de no agredir a nadie más, de pronto podría haber alguna opción de que se sentara de nuevo el Gobierno”, finalizó.